5 Razones para contratar a una persona con sindrome autismo

El colectivo con autismo cuenta con excelentes capacidades y talentos que son realmente provechosas y necesarias en un puesto de trabajo. Sin embargo, por ejemplo, en el Reino Unido, solo un 15 % de los afectados cuentan con un trabajo a tiempo completo.

El trastorno de espectro autista (TEA) no se trata de una enfermedad o una dolencia sino de una discapacidad del desarrollo que no puede ser curada. El autismo afecta básicamente a la  personalidad, y aunque no todas las personas lo viven y experimentan de una misma forma. Suele perjudicar sobre todo a las capacidades comunicativas y de interacción con los demás. También es importante recordar que el autismo no es una discapacidad visible a simple vista.

Cuando hablamos de contratar a una persona con autismo, es necesario que olvidemos los prejuicios: hay que revaluar y cambiar el enfoque en cuanto al colectivo afectado y otras discapacidades. Lo ideal no es intentar emplear la cantidad de discapacitados requeridos por  ley, sino apreciar el valor individual de cada persona y valorar sus capacidades, desaprovechadas en la actualidad.

Los afectados por el autismo realmente tienen muchísimo que ofrecer a las empresas. Los autistas suelen ser excelentes en cuanto a la resolución de problemas, además de tener una alta capacidad de concentración y una excepcional memoria. Ponen mucha atención en los detalles, son personas en las que se puede confiar y son eficientes. Estas son algunas de las características que las empresas suelen buscar en sus empleados, cualidades con las que los afectados por el TEA no solo cuentan sino que son excelentes en ellas.

Cuando contratamos a una persona autista, hay algunas características que debemos tener en cuenta y conocer de antemano. Considerarlas ayudará tanto a hacer que la persona viva el proceso de selección de una forma más sencilla y que la empresa lo realice más rápida y fácilmente.

Entonces… ¿Qué debo tener en cuenta?

La comunicación

Algunos individuos con autismo encuentran complicado entender el lenguaje corporal y facial, y esto a veces puede causar algún problema de comunicación.

Comportamientos repetitivos

Los colectivos con autismo suelen ver el mundo de una forma distinta; para ellos es agradable e incluso disfrutan con la seguridad ytranquilidad que ofrece la rutina. Esto es algo positivo en el ambiente de trabajo.

Interacción

Con interacción nos referimos a como un autista se comporta en presencia de los demás. Por ejemplo, pueden estar absortos y retraídos en sí mismos, haciéndoles parecer, en ocasiones, insensibles y apáticos, pero esto es solamente porque para ellos es muy complicado entender y comunicarse con el resto.

El proceso de la entrevista

La gente con autismo suele desarrollar un alto interés por un tema en particular. Se suelen convertir en grandes conocedores sobre la materia en cuestión. Si eres capaz de descubrir ese interés durante la entrevista, y proponer al candidato hablar sobre ello, seguramente ayudará y facilitará el proceso.

Es habitual que no entiendan las bromas o el sarcasmo, así como los gestos de expresión o físicos. Por este motivo, lo mejor es serclaro y expresarte de forma directa. Además, si hay algún silencio durante la conversación, no hay que apresurarse en llenarlo, simplemente suele ser porque la persona necesita un poco de tiempo para formular su respuesta.

El proceso introductorio

Una vez que la persona con TEA ha sido contratada, podemos seguir unos sencillos pasos para hacer que los primeros días sean una experiencia tan positiva como sea posible.

  • Envía material introductorio al nuevo empleado tan pronto como sea posible, para que así tenga tiempo de leerlo en profundidad antes de empezar. Esto reducirá los nervios del primer día.
  • Si es posible, intenta sentar a la persona lejos del ruido o de un lugar de paso, ya que de lo contrario se sentirá inquieta. También es importante estructurar claramente el horario del día, siendo así que la persona sabrá en cada momento lo que debe hacer y lo que hará después (recuerda, el gusto por la rutina repetitiva).
  • Las personas con autismo pueden ser muy perfeccionistas y por eso es importante darles un feedback sobre cómo van yendo las cosas. También debemos decirles cuando hacen las tareas bien y de forma correcta; esto les dará seguridad y tranquilidad.

Las personas autistas suelen tener capacidades muy desarrolladas en áreas particulares y es probable que sean mucho mejores en ellas que cualquier persona, dado su gran interés constante en aprender sobre la materia en cuestión. Es importante identificar estas capacidades y permitir al individuo utilizar sus propias herramientas. Si conseguimos que estas las habilidades adquiridas sean utilizadas en el trabajo que desempeña, veremos como de eficiente puede llegar a ser el trabajador, y nos daremos cuenta de que realmente los prejuicios que teníamos sobre los autistas no tenían razón de ser.

Un buen ejemplo de inclusión laboral es la empresa Incluzy en Londres, que se dedica a contratar a personas con diferentes discapacidades. Dan una oportunidad así a colectivos con excelente talento que en la actualidad todavía no apreciamos lo suficiente.

 

 

 

Fuente: http://blog.cerqana.com/

Búsqueda personalizada

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Búsqueda personalizada

Volver